Mafias en México y Colombia: al toro por los cuernos

abril 5, 2010

Por Olga L. González

En algunos círculos se refiere la explosión de violencia en México como si ésta fuera una transferencia de lo que ha vivido Colombia en los últimos años. El símil lleva incluso a algunos a proponer que México se inspire de nuestra experiencia para solucionar sus problemas.

Esta percepción supone que Colombia ya ha salido del hueco y que cede su turno. Este juicio me parece parcial y errado. Cualquiera que examine las cifras verá que la situación de violencia ligada a las mafias, así como la posición de los cárteles y su penetración en el poder siguen siendo agudos en Colombia.

Más allá de las cifras, el juicio yerra también en otro aspecto: la reacción de ambas sociedades no tiene parangón. Una sola muestra de ello es la condena unánime de la sociedad hacia el “primer atentado dirigido contra los civiles en el México moderno”. Por los lados de Colombia, me parece que ni siquiera tenemos un registro claro con respecto a este tipo de hechos. ¿Alguien puede fechar la primera muestra de violencia terrorista contra civiles, y mejor, la primera muestra de indignación colectiva?

Ahora bien, habida cuenta de estas diferencias, existen paralelismos en la manifestación del fenómeno. En ninguno de estos países la mafia se limita a sectores marginales de la sociedad, pero allí se expresa su carácter ultra violento. Para muchos individuos provenientes de entornos urbanos y de sectores sensibles a la sociedad de consumo, el narcotráfico es una forma rápida de ascenso social. Las enormes disparidades sociales explican parcialmente el auge de estas violentas carreras individuales.

Por otra parte, en ambas sociedades existe una ausencia de o una desconfianza hacia la legalidad. Esta toma facetas diferentes en ambos países, pero en general la ley es vista como un privilegio de los poderosos y no como un mecanismo consensual para dirimir conflictos. La transgresión de la ley no tiende a ser la excepción, sino la norma.

Por último, y este es tal vez el paralelismo más grave, en ambos países las mafias se ha traducido en una producción de violencia e inseguridad por parte del aparato represivo (policial y militar). La razón es la capacidad de corrupción del narco y la cultura de la ilegalidad en la sociedad, ¡una sociedad de la cual no se sustraen los miembros de las fuerzas armadas!. Hoy, quienes manejan legalmente las armas constituyen un factor adicional de violencia.

 ¿Qué hacer? Por un lado, aceptar que el solo tratamiento represivo tiene efectos perversos. Por otra parte, admitir que las mafias locales no se acabarán con el discurso de la corresponsalía en la reducción de daños, y que tampoco se acabarían con una legalización de las drogas (la experiencia de la legalización del mercado de diamantes en Sierra Leone es una excelente ilustración).

 ¿Hay soluciones mágicas para acabar con las mafias locales y su capacidad de corroer nuestros sistemas sociopolíticos? Sí, pero estas son, hoy por hoy, irreales: sólo la producción de cocaína en los países de altos ingresos donde se genera una demanda, y de preferencia directamente cerca de los consumidores, afectaría a las mafias en un breve plazo (recordar la experiencia de la marihuana). Empero, la cocaína sintética en los países del Norte no es hoy una posibilidad realista.

 ¿Estamos ante una sinsalida o se pueden enfrentar las mafias? Pienso que sí, a través de políticas agresivas contra las enormes disparidades sociales y mediante una cultura y una práctica de la legalidad en la sociedad.

 En Colombia, ninguna de estas dos vías son prioridades o modelos generados por el poder. Por eso, a menos de que los ciudadanos cojamos este toro por los cuernos, tendremos mafias para rato.

Tomado de http://socioenlinea.blog.lemonde.fr/2009/12/12/affaiblir-les-mafias-par-la-politique-un-regard-croise-colombie-mexique/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: